El lunes 23 de abril se celebra el Día Internacional del Libro con el objetivo de fomentar la lectura, la industria editorial y la protección de la propiedad intelectual por medio del derecho de autor, por lo que te traemos diez libros feministas para regalar en esta fecha:

1. Cansadas (2017): Este libro de la periodista Nuria Varela es una radiografía bastante completa de los obstáculos y retos que enfrenta el feminismo moderno. Varela comparte una reflexión sobre el estado de la causa feminista.

2. Idiotizadas (2017): Raquel Córcoles nos trae cuatro personajes principales La Sirenita Pescada, Zorricienta, Gordinieves y La Bella Durmiente (pero del reloj biológico) con historias que servirán para desaprender lo que nunca deberían habernos enseñado.

3. La Princesa Feminista (2018): Andrea Márquez resignifica los cuentos de hadas, al hablar de temas como la orfandad, el divorcio, las citas, los abortos, la depresión y el feminismo en poemas que nos reencuentra con la realidad que vivimos desde niñas y que ahora queremos transformar como mujeres. A la princesa no la salva un príncipe, la salva el feminismo, enseñándole sobre el amor propio, las relaciones tóxicas, su amistad con otras mujeres y sobre la vida.

El libro está disponible en Amazon, para comprarlo haz click en tu país.  Si no tienen kindle, pueden bajar la aplicación de kindle para el teléfono celular y para la tablet, tanto para Apple como para Android

España: Libro electrónico , libro físico 

México: Libro electrónico, libro físico

Canadá: libro electrónico , libro físico

Estados Unidos y resto del mundo: libro electrónico , libro físico

4. Cómo ser mujer (2012): En este libro, Caitlin Moran analiza y critica diferentes temas como por qué el porno está hecho para los hombres, por qué tenemos que deshacernos del vello corporal, la familia, las relaciones de pareja en especial cómo saber si estás con el hombre equivocado y el aborto, con un tono irónico y desde una perspectiva personal.

5. Yo soy Malala (2013): Este es el libro autobiográfico de la joven activista por el derecho a la educación Malala Yousafzai, donde nos cuenta lo que recuerda del trágico evento que cambio su vida, pero también repasa diferentes eventos importantes y nos hace entender mejor cómo llego a ser quien es.

6. Los hombres me explican cosas (2015): En este libro Rebecca Solnit aborda temas fundamentales sobre el feminismo y los derechos de las mujeres en nueve ensayos, desde el famoso artículo que dio nombre al libro y que generó el término de “mansplaining” hasta los temas de la violencia contra la mujer y la necesidad de permanecer en la lucha para seguir avanzando hacia la igualdad.

7. Good Night Stories for Rebel Girls (2016): Este es un libro para niños con historias sobre la vida de 100 mujeres extraordinarias del pasado y el presente, ilustradas por 100 artistas de todo el mundo. Un libro infantil que sustituye los cuentos de hadas con las historias reales de los logros de grandes mujeres como la Reina Elizabeth I y Serena Williams.

8. Bad Feminist (2014): Roxane Gay explora en este libro como ser una feminista mientras ama cosas que parecen ir contra la ideología feminista a través de ensayos que exploran la cultura pop y sus experiencias personales, abarcando temas tan vastos como la lucha de la escritora con los estándares de belleza y el mito del príncipe azul.

9. Todos Deberíamos Ser Feministas (2014): ¿Qué significa “feminismo”? Esa es la pregunta que responde este libro de Chimamanda Ngozi Adichie, que ofrece a los lectores una definición única del feminismo en el siglo XXI, destacando no sólo la discriminación a la que son sometidas las mujeres sino también los comportamientos institucionales que las marginan.

10. “La Mística de la feminidad” (1963): “La Mística de la feminidad” es un libro escrito por Betty Friedan, que comienza con “Un Problema que no Tiene Nombre”, este capítulo abarca la insatisfacción que la autora notó en varias amas de casa que se preguntaban ¿esto es todo? mientras los expertos les decían como atraer a un hombre, amamantar, cocinar, mantener contentos a sus maridos y criar buenos hijos, al mismo tiempo que les enseñaban a sentir lástima por las mujeres no femeninas que querían ser físicas o presidentas.